domingo 19 de agosto de 2018 - Edición Nº270
Dar la palabra » Política » 21 may 2018

La política exterior argentina

Otra falta de respeto a nuestra provincia (Por Jorge López)

Somos en el mundo la puerta optima de acceso a la Antártida, y nuestros connacionales nos ignoran. No nos importa si otros gobiernos nos ignoraron. A nosotros, que formamos parte del gobierno actual de la provincia de Tierra del Fuego, Antártida e Islas del Atlántico Sur nos están ignorando. Y no queremos callar nuestro reclamo.


El Sistema del Tratado Antártico resulta de un complejo sistema de administración de un continente, la Antártida. Único en su concepción fue inicialmente concebido por 12 países signatarios, que fueron quienes  durante el llamado “Año Geofísico Internacional” (1957-58) estaban desarrollando actividades científicas en la Antártida.

Con el tiempo se sumaron 41 países más que suscribieron este acuerdo, siendo a la fecha 29 las partes consultivas y 24 las partes no consultivas del mismo.

Nuestro país, que es sede de la Secretaria del Tratado Antártico desde el año 2004, instituto que viene a funcionar como órgano ejecutivo del sistema del tratado antártico, cuya sede fue asignada en función de su trayectoria antártica reconocida por el mundo entero, además dispone de un complejo sistema de institutos que regulan su funcionamiento, entre ellos el principal.

Además, con el fin de intercambiar informaciones, consultarse mutuamente sobre asuntos de interés común relacionados con la Antártida y formular, considerar y recomendar a sus gobiernos medidas para promover los principios y objetivos del tratado, tiene el foro que se denomina Reunión Consultiva del Tratado Antártico (RCTA) que en esta ocasión se reunió en Buenos Aires desde el 13 al 18 de mayo del corriente año.

Asimismo el sistema del tratado antártico dispone de otros institutos, donde se debaten distintas cuestiones, a saber: el Comité para la Protección del Medio Ambiente (CPA); el Comité Científico de Investigación Antártica (SCAR) de la Comisión  para la Conservación de los Recursos Vivos Marinos Antárticos (CCRVMA) y el Consejo de Administradores de los Programas Antárticos Nacionales (COMNAP)

Además existen otros foros que tiene que ver con la logística antártica, como la RAPAL, entre otros.

Esta apretadísima síntesis enunciativa se expresa a modo de introducirlos en cómo resulta el manejo de la Antártida, y su complicado sistema de interactuar, que no viene demás decir, está ajeno -por ejemplo- a las decisiones de las Naciones Unidas. Resulta un sistema único y diferencial de manejo internacional.

Nuestro país, que es signatario original de este tratado, tiene una rica historia de hechos y presencias antárticas que nos hacen poseedores de ricos títulos.

Hemos sido el primer país de tener presencia efectiva en el Continente y hoy ininterrumpida por más de 114 años. Y hacedores de muchos hitos más que en esta oportunidad no vienen al caso citar.

Simplemente es este recordatorio deseamos marcar la importancia que en la construcción de nuestra Nación y en estos territorios australes, tuvo la Provincia de Tierra del Fuego Antártida e Islas del Atlántico Sur, y sus antecesoras formas institucionales que la precedieron, esto es el Territorio Nacional, La gobernación Marítima, la comandancia de Malvinas  y toda la actividad que nuestros antecesores desarrollaron en estos territorios australes.

Hechas estas citas históricas y tan reales, son las que nos dan fundamentos para exponer al mundo con hidalguía nuestros justos reclamos soberanos, que a su debido momento deberemos hacer valer.

Hoy queremos plantearnos el hoy, de la cuestión Antártica de la Argentina.

Hoy en que la Argentina como país es anfitriona de la 41 reunión del Consejo Consultivo del Tratado Antártico, cuya responsabilidad de organización corresponde a nuestro Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto, nuestra Provincia, la que tiene es su jurisdicción al territorio Antártico, como institución política federal está ausente, está ignorada.

Uno de los temas centrales a tratar en esta 41° reunión es el turismo antártico. Nuestra provincia que concentra el 95% del turismo antártico, no es convocada. Parece que no tiene nada para decir. Aun así, la provincia seguirá invirtiendo para que más turismo antártico nos visite.

Somos en el mundo la puerta optima de acceso a la Antártida, y nuestros connacionales nos ignoran. No nos importa si otros gobiernos nos ignoraron. A nosotros, que formamos parte del gobierno actual de la provincia de Tierra del Fuego, Antártida e Islas del Atlántico Sur nos están ignorando. Y no queremos callar nuestro reclamo.

Nuestra provincia es Antártida, es Malvinas, es Atlántico Sur, reclamamos que no nos escondan, queremos ser visibles en un país que nos ubica como el fin del mundo pero que somos el centro de la Argentina.

La naturaleza nos privilegió, la política mezquina nos ignora, los intereses económicos nos excluyen.

Ni siquiera nos invitaron para la foto. Gracias a Dios, porque no queremos fotos, queremos participación, queremos ser protagonistas, queremos ser parte de un presente que haga historia, queremos ser consecuentes con quienes nos precedieron, para dar futuro a las generaciones venideras.

A nuestro pueblo fueguino, con quienes estamos involucrados con generar una conciencia de pertenencia con nuestro continente blanco, le decimos que la cancillería que resulta ser la responsable de la política Antártica nos ignora. Nos duele decir esto, pero es la justa verdad.

Somos respetuosos de que las relaciones internacionales son una competencia de la Nación, y no somos irrespetuosos cuando reclamamos participar en las decisiones que tienen que ver con nuestro territorio, y nunca renunciaremos a ello.

Mientras quienes se sienten poseedores de la realidad antártica argentina se manejen a espaldas de un pueblo que quiere intervenir en el quehacer antártico, nuestra provincia, reivindicando nuestra jurisdicción provincial, seguirá interviniendo mediante nuestro programa de  acompañamiento y fortalecimiento de nuestras bases antárticas argentinas y fueguinas, aportando a la mejor calidad de vida  de quienes invernan en estas inhóspitas tierras australes.

La intervención provincial en el continente antártico ha respondido a la lógica de sostener una mejor calidad de vida de nuestros invernantes, es decir, ponderando el interés de nuestra gente. En esto estamos comprometidos.

Desde la provincia hemos aportado algo, que no sabemos si es poco o mucho, y no nos importa ello. Lo que sí sabemos es lo que tendrán que hacer quienes nos sucedan para superar lo que empezamos a hacer nosotros.

Y para los que nos precedieron, y aún perduran, les decimos que seguimos su senda.

Este desarrollo de ideas contiene un objetivo y expone una realidad.

La realidad nos expone. Resulta que nuestra Cancillería enmascarada en su postura diplomática, nos impide acceder a la verdad.

Mientras tanto, nuestro objetivo es informar a nuestro pueblo fueguino sobre la realidad que afrontamos.

 

(*) Secretario de Asuntos Relativos a la Antártida, Islas Malvinas y del Atlántico Sur y sus Espacios Marítimos Circundantes.

 

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

OPINIÓN